Reuniones productivas con Mural

Una cosa es conversar con otros a través de videoconferencia y otra muy diferente es realizar trabajo colaborativo. Para lo primero hay multitud de plataformas, y para lo segundo está Mural. Y es latinoamericana.

Por Álvaro Montes

Ya se dijo que una cosa es teletrabajar y otra trabajar desde casa. Ahora agregamos que hay una diferencia abismal entre conversar en Teams, Meet, Webex, Zoom o cualquiera de las muchas plataformas de videoconferencia que se masificaron este año, y realizar verdadera co creación entre equipos remotos con Mural, una de las pocas tecnologías enfocadas en creatividad y trabajo colaborativo. Las tele reuniones agotaron a todo el mundo y se acuñó un nuevo diagnóstico cuasi médico: “fatiga zoom”, que señala el cansancio físico y mental al que nos llevaron las tediosas, repetitivas, y extenuantes reuniones en línea, de las que las personas suelen tener una media de seis al día, en las jornadas laborales, más las nocturnas del fin de semana con amigos y familia. Todas iguales, con el mosaico de rostros mal iluminados, congelados a ratos y en encuadres absurdos, a veces contrapicados que ponen en primer plano el mentón.

Patricio Jutard es confundador y jefe de tecnología (CTO) de Mural, la plataforma de trabajo colaborativo en línea.

En realidad, en el mundo profesional ya se habían abandonado este tipo de reuniones improductivas en la oficina, en las que se habla de todo al mismo tiempo y se invierten horas en conversaciones improductivas. Lo de hoy es – tanto en el mundo físico como en el virtual – reuniones orientadas a resultados y facilitadas mediante herramientas visuales para el trabajo colaborativo. Mural hace eso en las versiones en línea de este tipo de trabajo.

Mural es en esencia un tablero blanco sobre el que se pueden pegar tarjetas para visualizar ideas en una reunión. Los participantes no están viendo mosaicos de rostros, sino las ideas que cada participante coloca sobre el tablero, escritas en tarjetas de colores. Lluvias de ideas, mapas mentales, gráficos, líneas de tiempo, diagramas, matrices de priorización y jerarquización, y una extensa colección de otras formas de visualizar ideas y datos, pueden ser construidas “a muchas manos”, en trabajo de creación colectivo rico, dinámico y potente.

En realidad, Mural ofrece una versión en línea de lo que en el mundo de la facilitación profesional se realiza mediante técnicas como el Metaplan alemán, y otras. Existe un oficio conocido como facilitación de reuniones y procesos grupales, cada vez más demandado en el mundo corporativo y en el mundo de la cooperación al desarrollo social. Los facilitadores moderan reuniones presenciales muy efectivas y dinámicas, utilizando tableros, tarjetas de cartulina, marcadores y otras herramientas básicas para ayudar a los grupos de trabajo a conseguir sus metas. La facilitación de procesos grupales es todo un arte y un oficio de especialistas.

Mural existe – años antes de la pandemia – para ofrecer lo mismo para equipos cuyos miembros se encuentran en diferentes lugares y necesitan realizar trabajo colaborativo remoto.

Mural permite el trabajo de diseño, creación y planeación visual en equipos creativos remotos.

Facilitadores que trabajan en programas sociales, diseñadores de productos que utilizan la metodología Design Thinking, educadores, entrenadores y capacitadores de personal, desarrolladores de software y aplicaciones, así como ejecutivos de negocios que hacen planeación estratégica, utilizan Mural para reuniones productivas y orientadas a resultados.

Un aspecto interesante a destacar es que Mural es una plataforma argentina, creada en 2011 por ingenieros desarrolladores de Buenos Aires, que tuvieron la lucidez de identificar la necesidad existente en el mercado, de una alternativa para tableros blancos realmente poderosa y estimulante. Cuando trabajaban para Disney en proyectos de video juegos, entendieron que se necesitaba de mejores instrumentos para el diseño remoto y decidieron emprender con Mural.

Patricio Jutard, uno de los fundadores de la empresa, cuenta que “empezamos versión Web y para iPad. Hoy estamos en todas las plataformas, lo utilizan equipos para múltiples usos: diseño de productos, design thinking, planificación … un pizarrón se puede usar para antas cosas … es un espacio de colaboración visual para equipos”

En su opinión, La figura del facilitador presencial y del facilitador online es una competencia del líder del futuro. Estos facilitadores y sus herramientas ayudan a “tener reuniones digitales más productivas, en donde las personas no pierdan su tiempo”, agrega Jutard.

Este desarrollo argentino es utilizado globalmente. Equipos creativos en IBM, en Accenture o en AutoDesk utilizan Mural para sus reuniones de planeación y diseño. Mural ofrece planes de suscripción desde 12 dólares mes para 50 miembros, hasta planes más robustos para redes corporativas, así como descuentos para el sector educativo y para las ONG.

 

«

¿Qué piensas?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *